​”El Servicio Militar es una expresión de solidaridad y compromiso ciudadano con la defensa de Colombia” H.S. Thania Vega de Plazas

0
988

A propósito del incidente presentado el día de ayer en la ciudad de Medellín, que involucró a un Congresista y autoridades militares de reclutamiento en momentos en que llevaban a cabo un procedimiento para la verificación de la situación militar de los jóvenes en edad de prestar su Servicio Militar, y en correspondencia de lo concluido por la Subcomisión de Estudio del Servicio Militar Obligatorio el pasado 4 de agosto de 2015, constituida por la Comisión Segunda Constitucional de Senado y de la cual funjo como Coordinadora, me permito dejar constancia de lo siguiente: 

1. El SMO constituye un deber social fundamental en el modelo constitucional de Estado vigente en Colombia.

2. El SMO, lejos de constituir una carga pública injustificada, representa una expresión de solidaridad y compromiso ciudadano con la defensa del orden jurídico, la institucionalidad, la soberanía, la integridad territorial y los derechos de las personas.

3. Independiente del escenario socio-político desde el cual se estudie, el SMO debe concebirse como un elemento esencial del Estado de Derecho, no obstante los ajustes que demanden las nuevas realidad

4. Producto de constantes reformas legales y reinterpretaciones jurisprudenciales, en la actualidad, la regulación del SMO se ha hecho compleja, difusa e incoherente, dificultando la determinación del alcance real de este deber social constitucional y, en consecuencia, de las atribuciones de las autoridades militares de reclutamiento. La incomprensión de estas normas regulatorias del SMO ha conllevado a equivocadas interpretaciones, que limitan y desincentivan ilegítimamente a los jóvenes colombianos a prestar el servicio a la Patria en virtud de un mandato constitucional vigente, exponiendo al escarnio público a los servidores que lo único que están haciendo es acatándolo y haciéndolo cumplir.

5. La ambigüedad regulatoria a la que se refiere, debe unir las voluntades de este Congreso y del Gobierno Nacional mismo para llevar a cabo una reforma estructural e integral al SMO, sin desmantelarlo, como se le recomendó desde la Subcomisión conformada para su estudio al señor Ministro de la Defensa Nacional y a las autoridades de reclutamiento y control reservas del país, quien comunicó que en un plazo aproximado de un mes estaría presentando a un proyecto de ley en ese sentido. En nada ayuda en este propósito el recurrir a vías de hecho, y menos protagonizadas por un Honorable Congresista, instigando a actos de “desobediencia ciudadana” que pueden desencadenar actos de violencia física contra los servidores que están en cumplimiento de su deber constitucional y legal.

6. Las reformas al SMO deben discutirse por canales democráticos como impone el modelo constitucional colombiano, y no forzase con acciones de violencia, abiertamente arbitrarios, ni instigar a la ciudadanía al irrespeto y la agresión contra los servidores públicos.

 Muchas gracias señor Presidente

_____________________________

THANIA VEGA DE PLAZAS

Senadora de la República

(FIN).

Dejar respuesta